Los usos de las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC) en los sistemas de formación de docentes

Las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC) en los Sistemas de Formación de Docentes (SFD) se pueden utilizar como sistemas de repartición de información a los maestros para mejorar sus estrategias pedagógicas y el dominio de conocimientos; como programas focales que desarrollan habilidades en los maestros en el uso herramientas específicas, como computadoras, y como catalizador de nuevas formas de enseñanza y aprendizaje, tales como aprendizaje basado en preguntas, aprendizaje colaborativo y otras formas de pedagogías centradas en el alumno. El Uso de las TIC en los SFD está influenciado por las políticas nacionales de educación y las políticas relacionadas al desarrollo curricular.

Los SFD pueden apoyarse en las computadoras para construir en los maestros competencias de lectura y matemáticas, construir en los maestros una base experta de conocimientos incluyendo el entendimiento de conceptos claves, familiarizar a los maestros con enfoques para la enseñanza y el aprendizaje y acceder a fuentes de información y herramientas que luego puedan ser usadas en los salones de clase.

Los SFD presenciales capacitan a los maestros a trabajar directamente con guías expertos, sin barreras en relación a la tecnología, a las competencias de escritura, o valores culturales y son muy efectivos para capacitar a los maestros en modelos de técnicas instruccionales. Sin embargo, están limitados por la escasez de facilitadores expertos y pueden ser muy costosos para implementarlos a gran escala. Por se están surgiendo SFD basados en el aprendizaje en línea.

El aprendizaje en línea puede realizarse según tres modelos:

  • Autodirigido, el cual varía desde preparar una clase de estudio social por la lectura de periódicos en el Internet, a navegar en la Web para planificar una clase o mejorar las competencias en matemáticas.
  • Cursos en línea Los cursos en línea les dan a los maestros la capacidad de acceder a expertos, tutores y compañeros vía correo electrónico, chat y web. Los cursos en línea también permiten que los maestros accedan a cursos certificados alrededor del mundo. En los salones de clase convencionales, el instructor o docente es generalmente responsable de todos los aspectos de la experiencia de aprendizaje, por ello deben diseñar la lección, preparar cualquier material que apoye el aprendizaje, enseñar en la clase y luego evaluar el comportamiento de los alumnos. Este modelo es flexible y de mucha fortaleza pero no permite superar los retos de cantidad. La naturaleza del aprendizaje a distancia es desarmar la experiencia de aprendizaje en sus componentes, especializarse en hacer bien cada uno de ellos, y luego re-ensamblar la experiencia, tal que sea perfecta para el estudiante. Por ello, las instituciones de educación a distancia, tienen ventajas naturales sobre las presenciales cuando deben asegurar la calidad de los procesos educativos. Esto no quiere decir que la calidad es automática en la enseñanza a distancia. Un curso en línea implica: un proceso de inscripción y algunas veces un proceso de registro en la institución que ofrece el curso, vías estructuradas a través de los recursos de aprendizaje, evaluaciones periódicas, requerimientos para completar el curso (exámenes, reportes etc.) En algunos cursos el avance es auto-controlado, mientras que en otros, el avance está pautado por un instructor o facilitador.
  • Comunidades en línea. En las comunidades en línea los docentes interactúan con sus colegas y sus tutores. Se establecen a través de listas de interesados, chat basados en web, foros y grupos de discusión y pueden capacitar a los docentes para: planificar lecciones, proyectos colaborativos en línea, discutir asuntos de pedagogía, disciplinares o asuntos relativos a la escuela, contar experiencias, lecciones aprendidas o para auto-evaluaciones y facilitar las tutorías en grupo.

En América Latina, las experiencias en el uso de TIC en la formación de docentes son el resultado del trabajo colaborativo de varias instituciones y sus éxitos se deben a:

  • La contribución de agentes que poseen una experiencia previa de importancia, que es puesta a disposición del proyecto. Se destaca la participación de universidades con investigación en el campo.
  • La integración de organizaciones de maestros, a padres, u otros actores sociales, hacer ganar pertinencia y en legitimidad, al SFD al hacerlos partícipes no sólo de los resultados, sino del proceso.
  • Al suministro de recursos de forma continua.
  • La participación de instituciones internacionales, de ministerios de educación u otras similares, que contribuyen a dar legitimidad pública y a afectar positivamente la autoestima y reconocimiento de los participantes.

Las innovaciones en los programas se refieren:

  • Al diseño y gestión de los proyectos. Las innovaciones tiene que ver con los tipos de asociaciones ya señaladas, con la relación centralización –descentralización que se articule, el tipo de actividades y el interés para los maestros y son más poderosas cuando son sensibles a los contextos culturales en los que se realizan.
  • A los materiales didácticos. Las experiencias dan cuenta de un rico proceso productivo de material educativo con distintos soportes, desde el diseño de páginas web hasta software educativos o material impreso para la educación a distancia. Este es uno de los aspectos en donde se debe avanzar de forma más especializada y donde las experiencias de transferencia de conocimientos han sido exitosas.
  • A Innovaciones en la didáctica. Muchas de las experiencias contemplan que los maestros o quienes se están formado para serlo desarrollen diseños didácticos con soportes en TIC.

Entre las tensiones y obstáculos se señalan:

  • El problema de la conectividad, entendida no sólo como la conexión misma sino también con la velocidad de dichas conexiones y los costos de su uso.
  • El manejo de las expectativas. Los profesores ven en estas experiencias la puerta de entrada al nuevo protagonismo que la sociedad les demanda. Sin embargo, a veces estas expectativas se ven frustradas y es porque el trabajo es más largo y laborioso de lo pensado.
  • Lo permanente versus lo efímero. Algunas experiencias son el resultado de un largo trabajo y por lo tanto de solidez en su planteamiento; pero otras no han logrado consolidar su trayectoria. Eso ocurre también en las universidades, aún cuando están en mejores condiciones de poseer equipos profesionales y estables. Para superar esto, algunas experiencias tienen soporte institucional y son el resultado de políticas públicas, mientras que otras se asocian con instituciones que poseen ese “saber hacer”.
  • La discontinuidad de las políticas públicas. Muchas experiencias no pasan de proyectos pilotos. Y algunas áreas en la que se manifiestan la discontinuidad son:
    • Planes de estudio y metodología de enseñanza. La discontinuidad en la introducción y promoción de nuevas metodologías no dan tiempo para observar los resultados. Algunas experiencias no sobrepasan los planes pilotos, sus resultados no son sistematizados.
    • Flujo de recursos económicos. Los recursos no llegan en los tiempos prometidos o dejan de fluir, en muchos casos por razones políticas.
    • Constitución de equipos profesionales capaces de liderar procesos de transformación educacionales. La discontinuidad afecta a la creación de equipos profesionales estables que puedan producir acumulación de experiencias y conocimientos. Esas masas de profesionales son parte del capital humano de un país y son la condición para liderar procesos de transformación educativa.
    • Legitimidad del cambio educacional. La circulación permanente de nuevas propuestas las priva de legitimidad.

Referencias:

  1. Avalos B. (2.006) Currículo y desarrollo profesional docente.
  2. Daniel J. (2.006) Higher education, teacher education, distance education: What is quality and who says so? Commonwealth of Learning.
  3. Gaible E. M. Burns (2.005) Using Technology to train teachers. Appropriate uses of ICT for teacher professional development. Pre-publication draft. InfoDev Word Bank.
  4. Levine A. (2.006) Educating school teachers.
  5. Saravia L., I. Flores. (2.005) La formación de maestros en América latina. Estudio realizado en diez países. Ministerio de Educación- DINFOCAD-Programa de Educación Básica de la Cooperación Alemana al Desarrollo. (PROEDUCA-GTZ, Perú.
  6. UNESCO. (2.005) Formación docente y las tecnologías de información y comunicación. Logros, tensiones y desafíos Oficina Regional de Educación para América latina y el Caribe. Santiago , Chile
  7. UNESCO (2.006) Teachers and educational quality. Monitoring global needs for 2015. Institute for Statistics Montreal.
  8. Vesub L. (2.005) Tendencias internacionales de desarrollo profesional docente. La experiencia de México, Colombia, Estados Unidos y España. Ministerio de Educación de Argentina.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: